Ira, Rabia, Ansiedad, depresión

Emociones intensas.

Cavando la zanja de las Emociones Intensas

Emoción intensa

Serie de artículos sobre emociones y pensamientos.

La trampa de las emociones intensas.

Si estás leyendo esto es que sientes emociones intensas y sospecho que, si eres tan humano como yo,  ya has intentado manejar tus emociones intensas, como la ira, la rabia, la depresión o la ansiedad. 

Quizás has hablado con amigos, quizás hayas leído libros de autoayuda o buscado en internet.

La mayoría de los libros de autoayuda intentan enseñar estrategias para manejar la ansiedad. Describen formas de manejar la emoción y los pensamientos con estrategias descritas que funcionan como panacea.

Si eres tan humano como y has sufrido situaciones difíciles quizás hayas intentado:

  1. Suprimir la emoción (Negarte la emoción, castigarte por sentirla)
  2. Hacer cosas para que desaparezca (Hacer deporte, hablar con amigos, imaginar un mundo mejor)
  3. Calmarte y sentir algo distinto.
  4. Cambiar lo que piensas (pensando en cómo sería tu vida en otras condiciones (Puede que uses alcohol o drogas)
  5. Pegando a una almohada o metiéndote en la cama para no relacionarte con nadie.S

Pero: ¿Has dejado de sentir esas emociones intensas recurrentemente?

Posiblemente no. Si eres tan humano como yo estas estrategias te son muy útiles a corto plazo pero no cambian nada a largo. Te han servido en el momento para calmarte, pero la ira, la tristeza profunda o la ansiedad vuelven una y otra vez como si fueran un péndulo de Foucault al que has achuchado fuertemente. De echo, cuanto más fuerte achuchas más fuerte es la caída.

 

La Trampa de las emociones intensas

Las emociones intensas como la ira, la ansiedad o la tristeza profunda están muy orientadas a la acción y son difíciles de controlar y lo cierto es que NO SON MANEJABLES. Así que entre crisis y crisis intentas manejar, pérdida y pérdida vas entrando en un círculo vicioso que te lleva de nuevo a la emoción. ESA ES LA TRAMPA.

Lo cierto es que es imposible manejar las emociones intensas de tal manera que se eliminen o desaparezcan a pesar de que hayas puesto toda la carne en el asador a lo largo de años para eliminarlas. Los pensamientos y los estímulos que te llevan a esta a sentir esa emoción están firmemente aprendidas y surgen ante estímulos verbales o ambientales que han quedado firmemente grabadas en tu historia de aprendizaje. Son como un papel doblado miles de veces por el mismo sitio. Están marcados de por vida.

El problema no es sentir esa emoción, es actuar en base a ella.

Y ¿Qué hago entonces?

Puede que cuando un psicólogo te dice esto sientas que no hay esperanza.  Existe, no obstante una aproximación diferente dentro de la Terapia de Aceptación y Compromiso. Esta terapia te enseña a doblar el papel por un nuevo sitio. No elimina lo anterior pero, sin ante los estímulos de siempre doblas el papel por un sitio diferente, poco a poco, tendrás un doblez nuevo por el que, antes de doblar, puedes elegir.

ACT te enseña a:

  • Dejar de intentar manejar o luchar con tus emociones intensa si no te ha funcionado nada de lo anterior.
  • Dejar de intentar dejar de sentir o experimentar las emociones y los pensamientos intensos
  • Aprender a experimentar las emociones intensas y reconocer el sentido que tienen en tu experiencia
  • Reconocer que tus pensamientos son una experiencia más y no la verdad absoluta, sin necesidad de cambiarlos. Que no eres lo que piensas y que existe una distancia entre tu y tus pensamientos. Que el problema es querer controlarlos o actuar en base a ellos. Aprenderás a observar los pensamientos y no ser ellos.
  • Que no tienes que actuar tal en función del impulso que produce tu emoción intensa y que actuar de forma distinta te llevará a resultados distintos y, posiblemente, mas satisfactorios. Hablaremos más adelante del punto de elección
  • Podrás mirar a tus emociones y no ser tu emoción.
  • Desarrollar compasión hacia ti mismo y decidir cómo quieres vivir tu vida en base a tus valores, para lo cual, tendrás que reconectar con ellos porque ya están presentes en ti.

Y no es un camino fácil. Como todo en la vida cuesta esfuerzo y trabajo. Al finalizar tu objetivo será aprovechar este precioso tiempo que tienes en la tierra. En definitiva, es dejar de luchar contra tus emociones para aprender a vivirlas de forma más significativa para ti.

Terapia de aceptacion y compromiso

¿Qué es ACT?

En la terapia de aceptación y compromiso trabajamos para aprender a sentir lo que estamos sintiendo mientras te comportas en base a lo que es importante para ti. 

Es sobre aceptación y cambio, comprometiéndote a vivir una vida en base a tus valores y en actuar en coherencia con ellos, controlando lo único que puedes controlar, TU CONDUCTA, ni tus emociones ni tus pensamientos. Sólo cambiando tu conducta tarde o temprano cambiarán tus emociones y pensamientos. Un ejemplo sencillo. 

La única manera de perder el miedo a los perros es acercándose a un perro con miedo y, con tiempo, sentir la experiencia de aquellos que aman a los perros.

En definitiva es:

Aceptar con serenidad lo que no puedes cambiar, tener el coraje de cambiar lo que si puedes y desarrolla la sabiduría para conocer la diferencia.

Y cuáles son los pasos a seguir.

La palabra ACT no sólo es el acrónimo de Acceptance and commitment Therapy, es decir Terapia de aceptación y compromiso. Describe los pasos a seguir para hacer el cambio.

 

A de aceptación.

Aceptar significa: “Abrazar tus emociones y pensamientos”. Reconocerlos como algo que es parte de ti, aunque no sean tú.  Especialmente aquellos que resultan más dolorosos.

Esto puede parecer difícil, sino imposible, pero.

  1. De todas formas, vas a experimentarlos, ¿Por qué no probar a mirarlos?
  2. Ya has experimentado esto antes, pero puedes empezar a mirarlo con otra perspectiva, la compasión.
  3. Ya has hecho otras cosas antes y no han funcionado.

Es importante no querer eliminarlos, esto no ha funcionado anteriormente. En vez de actuar como antes lo que tienes que hacer es observarlos con curiosidad, preguntarte para qué están aquí, reconocer su función, hasta que por fin puedas dejar marchar tus pensamientos o emociones dolorosas sin actuar.

Y ¿Porqué aceptar mis emociones intensas o mis pensamientos dolorosos? Primero porque ya se ve que no funciona. En segundo lugar, te ayudará a reconocer que cosas o estímulos provocan la emoción, cómo funciona y te ayuda a ver con perspectiva las consecuencias que actuar en base a tus emociones provoca.

Aceptar las emociones intensas no significa ser pasivo, al contrario, la aceptación requiere de mucho coraje y darte cuenta de que tus pensamientos no te definen ni son verdad necesariamente, especialmente cuando te fusionas, con tus emociones y pensamientos. Reconociendo que tus pensamientos y emociones no te definen como persona.

La función biológica de las emociones es salvarte de peligros, el asco, el miedo, la ira la sienten todos los animales, sin embargo, los humanos nos atascamos creando sentimientos que perduran en el tiempo y no desaparecen cuando desaparece el peligro real.

El pensamiento, es decir, el lenguaje, puede resultar un estímulo que impulsa estas emociones cuando no existe un peligro real para la supervivencia.

 

C de Choose en inglés que es elegir

El Segundo paso es elegir la dirección en que quieres que vaya tu vida. El objetivo es aprender a enfocar la atención no en tu mente o en tus emociones sino poner toda tu energía en lo que realmente importa. Tus valores para convertirte en la persona que quieres ser y no en lo que quieres conseguir. En el cómo y no el qué. Esto te ayudará a alcanzar tus objetivos con un sentido vital.

dirección

Así que este Segundo paso te ayuda a redescubrir que es lo más importante en la vida para tí, las áreas de la vida que merecen la pena y, cuando sientes esa emoción intensa, comenzar a elegir actuar en base a esas variables.

Terapia de aceptacion y compromiso

T de Tomar acción

El tercer paso es el compromiso con las conductas y las acciones que te ayudan a dar un paso hacia aquéllas áreas de tu vida, el trabajo, la salud, la familia, tus hijos, tus amigos o el compromiso social, sea lo que sea que realmente valores.

Signfica adquirir un compromiso con tu vida centrado tu vida en lo importante, que no es dejar de sentir o pensar, sino lo que realmente está en el mundo. Implica aprender a comportarse de la manera en la dirección de los valores que has elegido para guiar tu vida.

Comprometerse con las acinoes no significa actuar en base a tus emociones porque las sientes, sino en base a lo que has elegido que da sentido a tu vida, haciendo esto mientras aceptas que sientes una emoción. En definitiva aprender a responder en base a tus valores y no a tus emociones, aunque te acompañen durante untiempo.

No es un camino fácil, poerque require que hagas un trabajo duro para ver cómo tu ira te aljea de lo que realmente te importa y elegir comportarse, a veces, con acciones opuestas a tu ira.

Tomar acción, en definitiva, es ser responsable (con la misma raíz latina que responder), estableciendo un repertorio de conductas nuevas, dirigidas hacia tus valores, cuando sientes emociones. Elecciones propias y personales y no estrategias comunes para manejar o luchar contra tus emociones.

Es posible que tus pensamientos te digan que esto no es posible, que sientas escepticismo, y créeme, esto son pensamientos y sentimientos naturales, que son sólo eso, pensamientos y sentimientos.

currodelatorre

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.